UA-47860825-1 Los libros de Dánae ranktrackr.net

Translate

domingo, 16 de septiembre de 2018

Enemigos de Esparta.- Sebastián Roa

Reseña Enemigos de Esparta.- Sebastián Roa

Editorial: Ediciones B
Año de edición: 2018
ISBN: 9788466663953
Formato: Papel

Sinopsis:

GUERRA · AMOR · TRAICIÓN

Prómaco y Veleka se aman. Pero él es un simple mercenario de sangre mestiza, y ella pertenece a la nobleza. No les queda otro remedio que huir en busca de los espartanos, a quienes Prómaco tanto admira.

VIOLENCIA · SEXO · VENGANZA

Cuando un altivo guerrero espartano rapta a Veleka, Prómaco jura rescatarla aunque tenga que buscarla en el corazón de la propia Esparta. Pero enfrentarse a su poderoso ejército es un sueño imposible.

MUERTE · PODER · REBELIÓN


O tal vez no. En Atenas, un puñado de exiliados conspira. Epaminondas, Pelópidas, Agarista, Platón... A cada uno le mueven sus razones, pero todos comparten un objetivo: recuperar la democracia arrebatada por Esparta. (Sinopsis extraída de: Megustaleer).

El autor:

Sebastián Roa (1968), aragonés de nacimiento y valenciano de adopción, compagina su labor en el sector público con la escritura. En 2010 recibió el premio Hislibris al mejor autor español de novela histórica. Es autor de las novelas Casus Belli (2007), El caballero del alba (2008; Ediciones B, 2016), Venganza de sangre (2009; Ediciones B, 2012, ganadora del certamen de novela histórica Comarca del Cinca Medio 2009), La loba de al-Ándalus (Ediciones B, 2012), El ejército de Dios (Ediciones B, 2015) y Las cadenas del destino (Ediciones B, 2016; Premio Cerros de Úbeda del Certamen Internacional de Novela Histórica a la mejor novela publicada). (Biografía extraída de: Megustaleer). 

Mi reseña:



Hoy os traigo al blog la reseña de una novela que acaba de llegar a las librerías y que yo he tenido la suerte de leer de forma anticipada gracias a Ediciones B, y que ha sido una lectura espectacular. Hoy os hablo de Enemigos de Esparta de Sebastián Roa, un autor de novela histórica que ya conocía gracias a su novela La loba de Al- Ándalus, cuya reseña podéis leer aquí, y que ha vuelto a conquistarme con una historia que nos traslada a la Grecia clásica, al momento en el que un grupo de exiliados tebanos conspira contra Esparta para recuperar la democracia que les ha sido arrebatada.

En Enemigos de Esparta conocemos a Prómaco, un joven que lucha como mercenario y que sueña con unirse algún día al ejército de Esparta. Enamorado de Veleka, su diferente clase social impide que puedan vivir su amor libremente. No les queda más remedio que huir y lo hacen en pos del ejército espartano, con la intención de unirse a él. Sin embargo, cuando un altivo guerrero espartano rapta a Veleka, comenzará para Prómaco un periplo en el que lo único importante será encontrar a la joven, aunque la tenga que buscar en el corazón de la propia Esparta y enfrentarse al todopoderoso ejército espartano. Pero todo dará un vuelco cuando en Atenas se cruce con un grupo de exiliados tebanos que, en la distancia, conspira para recuperar la democracia que les ha sido arrebatada y acabar, de una vez por todas, con la hegemonía de la gran Esparta.



Como os he comentado al principio de la reseña, ya conocía a Sebastián Roa, pues hace unos años leí La loba de Al- Ándalus, una novela que también me pareció espectacular, así que cuando me llegó la oportunidad desde la editorial de poder leer su última novela, no lo dudé ni un momento, no podía perderme una lectura así. Enemigos de Esparta vuelve a sumergirnos en una magistral épica donde las batallas, las traiciones y el juego político son el eje fundamental de la vida de unos personajes que nos seducen desde las primeras páginas. Nos trasladamos hasta una Grecia Clásica sacudida por guerras interminables, dominada por la invencible Esparta, que impone su tiranía en un territorio cada vez mayor; sin embargo, un grupo de ciudadanos tebanos que viven exiliados en Atenas no están dispuestos a renunciar la democracia en la que creen ni a vivir bajo el yugo espartano; y hasta ellos llega Prómaco buscando a Veleka. Serán Pelópidas, Epaminondas o Górgidas quienes se convertirán en los nuevos aliados del joven mercenario. Enemigos de Esparta nos hace sentir que estamos allí, entre todos ellos, ser testigos de cómo los protagonistas luchan por recobrar su libertad, pero también observar como en muchas ocasiones, el peor enemigo no se encuentra más allá de tus puertas, sino que ha luchado contigo codo con codo.

Platón
Escrita bajo un estilo directo, en Enemigos de Esparta Sebastián Roa elige la figura de un narrador externo omnisciente que, expresándose en tercera persona, nos traslada a los lectores toda la información, tanto subjetiva como objetiva, que afecta a los personajes. Manteniendo un hilo temporal lineal, se observan pocos saltos temporales durante la lectura, ya que los acontecimientos importantes se van produciendo a medida que se desarrolla la novela, que se divide en treinta y tres capítulos y un epílogo donde sí se produce una prolepsis, pues se produce un salto temporal de varios años hacia delante. Con unas descripciones magníficas, que nos permiten trasladarnos a cada uno de los escenarios en los que se desarrolla la acción, y con las que tendremos la sensación de estar allí mismo, en medio de las cruentas batallas, de las tensas reuniones políticas o siendo testigos de excepción de las traiciones políticas; a esto se unen unos diálogos tan bien construidos, en los que los personajes se nos van mostrando, y que componen unas escenas llenas de visibilidad.



(Cuadro de John William Godward)
En cuanto a los personajes, en Enemigos de Esparta Sebastián Roa vuelve a demostrar que posee una gran maestría mezclando en sus tramas personajes históricos reales con personajes ficticios. Entre los primeros encontramos a Epaminondas, Pelópidas o Górgidas, que existieron realmente y que, a pesar de que algunos de los pasajes están adaptados, vivieron realmente los acontecimientos que se cuentan en la novela. Y luego, conocemos a personajes como Prómaco, el joven mestizo y mercenario que sueña con luchar junto a los espartanos, pero que, tras el secuestro de Veleka por parte de un guerrero espartano, su único objetivo será recuperarla. Y será en su llegada a Atenas cuando conozca al grupo de tebanos encabezado por Pelópidas que pretende acabar con la hegemonía espartana para devolver a su Tebas natal la democracia perdida. En medio de toda esta conspiración, la figura de otra mujer comienza a tomar importancia en la vida de Prómaco, Agarista, hermana de Pelópidas y que con su fuerte personalidad y su independencia, irá demostrando que las mujeres tienen voz propia, no está dispuesta a ser solo una moneda de cambio con la que sellar alianzas políticas.

Batallón Sagrado de Tebas

Sin lugar a dudas, Enemigos de Esparta se ha colocado dentro de mis lecturas de este año. Sebastián Roa es uno de los grandes autores de la novela histórica, siendo capaz de construir historias sólidas y apasionantes que nos sumergen en pasajes que nos permiten viajar a nuestro pasado y vivirlo como si fuera el presente. 





domingo, 9 de septiembre de 2018

El verano de las flores silvestres.- Kathryn Taylor

Reseña El verano de las flores silvestres.- Kathryn Taylor

Editorial: Ediciones B
Año de edición: 2018
ISBN: 9788466662291   
Formato: Papel

Sinopsis:

Zoe se enfrenta a una difícil decisión relacionada con una intervención quirúrgica muy arriesgada que debe salvarle la vida.

Espontáneamente decide regresar a Cornualles, pues hace catorce años allí experimentó la mayor felicidad de su vida... aunque también la peor pesadilla.


Ahora, por fin está decidida a desvelar los secretos de aquel verano. (Sinopsis extraída de: Megustaleer).

La autora:

Kathryn Taylor comenzó a escribir siendo una niña y publicó su primer cuento a los once años. Ya entonces supo que algún día sería escritora. Pero no fue hasta su vida laboral y privada dio varios giros cuando pudo finalmente cumplir su sueño. Con su serie de novelas eróticas «Colours of Love» no solo logró ganarse el entusiasmo de miles de lectores en Alemania y en el extranjero, sino que alcanzó el segundo puesto de la prestigiosa lista de best sellers de Der Spiegel. Daringham Hall: La herencia inicia una nueva trilogía llena de secretos, dispuesta a consolidarse como una de las voces más versátiles de la ficción comercial alemana. (Biografía extraída de: Megustaleer).

Mi reseña:


Esta semana os traigo la reseña de una novela que he disfrutado porque me ha permitido leerla sin pensar en nada más, solo disfrutarla y perderme en una historia bonita, romántica y en ocasiones también triste. Hoy os hablo de El verano de las flores silvestres de Kathryn Taylor, autora que ya conocía tras la lectura de la Trilogía Daringham Hall, cuyas reseñas podéis leer aquí, y que en esta ocasión mantiene su estilo, trasladándonos hasta Cornualles, donde conocemos a Zoe y Jack, quienes se reencuentran catorce años después de haber vivido un amor adolescente que no acabó bien. Quiero gradecer a Ediciones B el envío de un ejemplar para su lectura y reseña.

El verano de las flores silvestres nos presenta a Zoe, una joven ejecutiva londinense que tras sufrir una caída descubre que debe someterse a una complicada operación ya que le han detectado un aneurisma que pone en serio peligro su vida. Los últimos días que le restan antes de la cirugía Zoe decide volver a Penderak, el pequeño pueblo de Cornualles donde pasó los mejores momentos de su adolescencia pero también donde sufrió el peor momento de su vida. Allí se reencuentra con las personas que marcaron su vida en aquel momento, pero sobre todo, será su reencuentro con Jack, su novio de la adolescencia quien marcará el retorno y que le ayudará a reunir las fuerzas necesarias para enfrentarse a los sucesos de aquel verano y desvelar los secretos ocultos del pasado. Y mientras Zoe se enfrenta al pasado, su amiga Rose, con quien ha decido intercambiar sus casas durante una semana, se sumerge en la vida londinense.



Aunque no soy muy aficionada a la novela romántica, de vez en cuando me gusta leer historias que me permitan disfrutar sin pensar en nada más, solo dejarme llevar, y es lo que me ha pasado con El verano de las flores silvestres, he disfrutado con la historia de Zoe y Jack, con sus idas y venidas. Y también con el cambio de rutina de Rose cuando llega a Londres y nada sale como esperaba. Es verdad que la autora mantiene un estilo muy similar a su anterior trilogía, pero lo cierto es que he seguido pasándolo bien con su novela, sabía lo que iba a encontrar y me ha gustado. Kathryn Taylor, además de la historia de amor que sabemos que va a haber en su historia, toca otros temas que quizás, son algo más profundos, y que nos demuestran que muchas veces se está dispuesto a sacrificar a aquellos que queremos por mantener las apariencias, que hay personas que están dispuestas a hacer desgraciados a aquellos que deberían proteger con tal de seguir proyectando una imagen determinada en la sociedad, y quizás, cuando se dan cuenta de su error ya es demasiado tarde para subsanarlo.

Escrita bajo un estilo directo, en El verano de las flores silvestres Kathryn Taylor ha optado por la figura de un narrador externo omnisciente que es conocedor de toda la información que afecta a los personajes, tanto subjetiva como objetiva, y que se expresa en tercera persona. La novela comienza situándonos años antes de que la trama principal tenga comienzo, en un momento muy importante para el desarrollo posterior de toda la novela, para después trasladarnos al presente de los personajes, aunque los flashbacks son frecuentes para que los lectores conozcamos aquellos que los protagonistas han ido sorteando en su vida. Con unas descripciones que nos permiten trasladarnos a las hermosas costas de Cornualles o sentir la frenética vida londinense, y que se acompañan de unos diálogos correctos, tenemos unas escenas con una buena visibilidad que nos permiten vivir, junto a los personajes, todo lo que acontece en la novela.



En cuanto a los personajes, en El verano de las flores silvestres siguen un esquema similar al que encontramos en la Trilogía Daringham Hall, mantienen unos perfiles muy similares. Zoe, la protagonista, es una joven triunfadora en su trabajo que, en el fondo, no ha seguido el camino que deseaba cuando era joven; un suceso trágico marcó a toda su familia y de algún modo también hizo que abandonara sus sueños de juventud. Ahora, catorce años después, vuelve al pueblo donde todo tuvo lugar para intentar desentrañar los secretos que se quedaron sin resolver. Allí se reencuentra con Jack, su novio en aquel momento y al que tampoco las cosas le han salido como espera; tras unos años en Canadá ha tenido que volver a Penderak donde intenta recomponer la relación con su hijo adolescente. Al mismo tiempo que Zoe busca paz y respuestas en este pueblo costero, Rose, la hermana de Jack, necesita salir de su rutina y, aprovecha la llegada de su antigua amiga para irse a Londres e intentar reencontrarse con ella misma, olvidándose por unos días de sus responsabilidades y de los problemas.


Una vez más he disfrutado con una novela de Kathryn Taylor. El verano de las flores silvestres me ha permitido viajar sin moverme del sofá, llegando hasta las impresionantes costas de Cornualles.


sábado, 1 de septiembre de 2018

Muertes pequeñas.- Emma Flint

Reseña Muertes pequeñas.- Emma Flint

Editorial: Malpaso Edciones
Año de edición: 2018
ISBN:  978-84-17081-47-8
Formato: Papel

Sinopsis:

En Queens, en el mes julio de 1965, las calles arden a causa de una ola de calor. Ruth Malone, una joven madre del barrio, se levanta una mañana y descubre la puerta de la habitación de sus dos hijos pequeños abierta de par en par. Han desaparecido.

No hay peor pesadilla para una madre, pero Ruth Malone no es como las otras. Siempre perfectamente maquillada, vestida de forma provocativa, la policía encuentra botellas vacías de alcohol por todo su apartamento… los detectives que siguen el caso hacen las suposiciones más obvias, ayudados por los cotillas y envidiosos del vecindario.


Pete Wonicke, un periodista inexperto al cargo de cubrir su primer caso importante, no puede evitar llegar a esas mismas conclusiones. Sin embargo, cuanto más tiempo pasa con Ruth, más se da cuenta de que los policías no siempre son los buenos y de que las obsesiones personales de ciertos detectives pueden estar influyendo en la investigación. Ruth Malone es fascinante, un reto y un misterio, pero ¿sería capaz de matar a sus propios hijos? Basada en hechos reales, Muertes pequeñas nos cuenta una historia de amor, moralidad y obsesión, y analiza la capacidad que tiene todo ser humano para el bien y el mal. (Sinopsis extraída de: Malpaso Ediciones).

La autora:

Emma Flint - nació en Newcastle y se graduó en la Universidad de St. Andrews; luego completó un curso de escritura creativa en la Academia Faber. Trabajó en Edimburgo y ahora vive en Londres. Desde la infancia se ha sentido atraída por las historias de crímenes reales, materia sobre la que ha adquirido un conocimiento casi enciclopédico. (Biografía extraída de: Malpaso Ediciones).

Mi reseña:


Hoy os traigo al blog la reseña de una novela que se ha convertido en un verdadero descubrimiento para mí y desde luego, una historia que ya considero una de mis lecturas del año. Hoy os hablo de Muertes pequeñas de Emma Flint, que nos traslada hasta el Nueva York de los años sesenta, concretamente hasta el barrio de Queens, que se ve sacudido una noche por la desaparición de dos niños pequeños, pero que todavía se ve más afectado cuando observa la reacción de la madre y poco a poco asiste al cerco que la policía va realizando a su alrededor. ¿Tendrá algo que ver con la desaparición de sus propios hijos?. Agradezco a Malpaso Ediciones el envío de un ejemplar para su lectura y reseña.

Queens
Muertes pequeñas nos traslada a Queens en 1965. Una noche de verano que parece como cualquier otra en la vida de Ruth Malone cambiará su vida para siempre cuando descubra que sus dos hijos pequeños han desaparecido de su habitación. Sin embargo, el comportamiento de Ruth tras la desaparición de los niños, su vida desordenada y sus múltiples compañías masculinas harán que se convierta en una de las principales sospechosas de la investigación policial. Solo Pete Wonicke, un joven periodista que está comenzando su carrera y que está cubriendo su primer caso importante, confía en la inocencia de Ruth, viendo más allá de lo que Ruth muestra y observando que las obsesiones personales de algunos inspectores sesguen la investigación. Sin embargo, ¿será verdad la intuición de Pete o por el contrario Ruth sería capaz de dañar a sus propios hijos?.



La lectura de Muertes pequeñas ha superado con creces las expectativas que tenía, y eso que me había llamado la atención desde que la editorial me la dio a conocer. Es verdad que la novela negra es uno de mis géneros favoritos, pero no por ello me gustan todas las que leo; sin embargo, lo cierto es que esta novela de Emma Flint está muy bien escrita, con una trama llevada de forma inteligente y resuelta de forma magistral. La autora maneja la historia con maestría desde el principio hasta el final y va desarrollando los personajes poco a poco, desvelando sus obsesiones y lo que los atormenta. Muertes pequeñas no es únicamente una novela sobre la desaparición de dos niños, es mucho más; es la historia de una mujer que siente que vive una vida vacía junto a un marido que no ama y que busca llenar ese vacío en otros hombres, que necesita sentirse deseada y que no consigue sacudirse de encima la frustración que siente; que se muestra ante el mundo como una mujer insensible y banal, a la que pocas cosas importan, y que sin embargo, guarda bajo siete llaves un interior frágil que pide a gritos que la amen. Pero Emma Flint también nos muestra cómo una sociedad se lanza como un perro de presa cuando huele la debilidad, cómo es el juez más implacable que existe sobre todo con las mujeres, que no pueden mostrarse ante los demás si no es como seres perfectos recubiertos de mantos de santidad, y si no es así, se las juzga como culpables de antemano. Lo que en el  hombre es derecho en la mujer es pecado.

Escrita bajo un estilo directo, en Muertes pequeñas Emma Flint elige la figura de un narrador omnisciente que, expresándose en tercera persona, es el encargado de trasladarnos a los lectores toda la información que afecta a los personajes de la novela, tanto subjetiva como objetiva. La historia comienza in extrema res, y a través de los recuerdos de Ruth volvemos al principio de todo, al momento en el que los niños desaparecen y la vida de Ruth vuela por los aires, para, a partir de ahí seguir un hilo temporal lineal hasta volver al punto de partida. Se observan varias analepsis o flashbacks que nos proporcionan información importante sobre los personajes que van apareciendo a lo largo de las páginas del libro. Emma Flint nos proporciona una grandes descripciones de los escenarios donde se van desarrollando las acciones, que se complementan con unos diálogos tan bien trabajados que nos permiten ir conociendo poco a poco a los personajes, construyendo unas escenas cargadas de visibilidad, de elementos llenos de importancia pero al tiempo tan sutiles que nos permiten componer en nuestra mente, casi sin darnos cuenta, el enorme mosaico que compone la vida de Ruth Malone, todos sus elementos emocionales y los altibajos por los que va pasando a lo largo de la novela.

Fotografía de Russell Lee

En Muertes pequeñas, Emma Flint nos muestra un verdadero abanico de personajes complejos que poco a poco, a lo largo de las páginas de la novela, van quitándose las capas más superficiales para empezar a mostrar su verdadera naturaleza. Ruth Malone se muestra como una mujer que, a pesar de haber perdido a sus hijos, que están desaparecidos, no se puede permitir mostrar su pena al igual que no puede mostrarse sin arreglar. Tras la desaparición de sus hijos, su primera parada al salir a la calle es una tienda de ropa donde compra un vestido nuevo para que todo el mundo la vea cautivadora a pesar del momento que está pasando. Y esta actitud es la que lleva a los inspectores de policía que llevan el caso a volver sus miradas hacia esa mujer que no se derrota, que no cae a pesar de la desgracia. Sin embargo, hay un hombre que observa a Ruth en la lejanía, Pete Wonicke, un periodista que acaba de conseguir su primer caso importante, y que puede ver, desde la distancia, lo que quizás nadie es capaz de ver en Ruth. En Muertes pequeñas vemos cómo todos los personajes tienen caras ocultas, cómo ninguno muestra ante los demás esa parte íntima y más frágil que todos escondemos, pero también cómo las obsesiones y los prejuicios pueden condicionar las vidas de aquellos que actúan de forma diferente a como supuestamente deben actuar según marca la sociedad.


Como he comentado al principio de la reseña, Muertes pequeñas se ha convertido en una de mis lecturas de este año, y sin duda, Emma Flint ha pasado a ser una autora a la que seguiré de cerca, pues ya ocupa un puesto en mi biblioteca. 


lunes, 20 de agosto de 2018

El bosque sabe tu nombre.- Alaitz Leceaga

Reseña El bosque sabe tu nombre.- Alaitz Leceaga

Editorial: Ediciones B
Año de edición: 2018
ISBN: 9788466662925
Formato: Papel

Sinopsis:

Un secreto oculto en lo más profundo del bosque.
Una mansión azotada por las olas.
Dos hermanas enfrentadas.
Un linaje de mujeres con un don extraordinario.

A finales de los años veinte del siglo pasado, Estrella y su hermana gemela, Alma, llevan una vida privilegiada como hijas de los marqueses de Zuloaga, propietarios de una casa solariega y una mina de hierro en un pequeño pueblo suspendido sobre el Cantábrico. Crecen rodeadas de fiestas y lujos, pero también marcadas por un poderoso misterio.

Porque Estrella y Alma no son como las otras niñas: herederas de un extraño don que pasa de generación en generación entre las mujeres de su familia, viven a la sombra de una maldición según la cual una de las dos morirá antes de cumplir los quince años.

Así arranca esta historia llena de magia y pasión, que nos lleva por medio mundo tras los pasos de su protagonista, una mujer inolvidable que no dudará en hacer todo lo necesario, sin miedo al peligro ni a las convenciones sociales, por defender su tierra y el legado que lleva escrito en la sangre. (Sinopsis extraída de: Megustaleer).

La autora:

Alaitz Leceaga nació en Bilbao en 1982, es una apasionada lectora de novelas de misterio, de horror y novelas femeninas. Entre 2008 y 2011 escribió y publicó numerosos relatos cortos en castellano y en inglés en distintos portales de internet, que suman más de 60.000 visitas y cientos de comentarios positivos.En 2012 terminó de escribir su primera novela que fue publicada por Grupo AJEC en mayo de ese mismo año. “Luciérnagas al atardecer”, escrita bajo el pseudónimo de Ava Gale, se distribuyó y vendió con éxito por toda España consiguiendo además buenas críticas en blogs especializados de reseñas literarias. Actualmente, Alaitz forma parte de un club local de escritores, donde también ha ejercido como miembro de jurado en un concurso de relatos cortos. Esta es su quinta novela. (Biografía extraída de: Hanska Literary & Film Agency). 

Mi reseña:



Hoy os traigo al blog la reseña de una novela que me ha encantado, que se me ha hecho corta a pesar de sus más de seiscientas páginas y con la que pasado unos grandes momentos de lectura. Hoy os hablo de El bosque sabe tu nombre de Alaitz Leceaga, una historia cargada de magia y misterio que nos lleva desde los bosques vascos hasta los desiertos norteamericanos, lugares donde Estrella y su hermana gemela Alma viven de forma especial, herederas de un don que pasa de generación en generación a las mujeres de su familia. Agradezco a Ediciones B el envío de un ejemplar para su lectura y reseña.

El bosque sabe tu nombre nos traslada a finales de los años veinte, Estrella y Alma son dos hermanas gemelas que viven una vida privilegiada en la mansión familiar de los marqueses de Zuloaga, gracias a la mina de hierro que sirve de sustento para el pequeño pueblo bajo el que se sitúa. Pero las hermanas crecen rodeadas de misterio, ya que han heredado un don que pasa de generación en generación entre las mujeres de la familia y que las convierte en seres especiales pero al mismo tiempo las condena a vivir bajo la sombra de una maldición. Desde los salvajes paisajes de los acantilados del Cantábrico hasta los abruptos desiertos californianos, el misterio perseguirá la vida de dos hermanas decididas a enfrentarse a los mayores peligros por defender su tierra y su legado.



He disfrutado tanto con la lectura de El bosque sabe tu nombre que por una parte no podía dejar de leerlo y por otra parte no quería que acabara. En cuanto tuve la oportunidad de hacerme con este libro, gracias a la cortesía de la editorial supe que no podía decir que no; ya había leído buenas críticas en redes sociales y en otros blogs en los que confío mucho, así que era uno de esos títulos que iba a leer sí o sí. Aunque esta no es la primera novela de Alaitz Leceaga, no había leído nada suyo con anterioridad, y he de deciros que me ha encantado, la atmósfera que crea, los personajes que nos brinda, así que sin duda, repetiré con ella. Porque El bosque sabe tu nombre es una novela completa pero al mismo tiempo difícil de encuadrar en un solo género, mezcla la historia, el realismo mágico y las sagas familiares entre otros. Nos brinda las oportunidad de sumergirnos en un mundo mágico donde dos hermanas gemelas, a finales de los años veinte, viven una vida de privilegio pero también solitaria, en una gran mansión que es testigo mudo del don que ambas hermanas han heredado y que las mujeres de su familia, generación tras generación, también han tenido, y que muchas veces es un regalo envenenado que de igual forma que te da te quita. Pero también es la historia de mujeres fuertes que deciden pensar por sí mismas en un momento que no era fácil hacerlo, que deciden que su vida solo les pertenece a ellas, y no están dispuestas a que los hombres sean quienes decidan por ellas, con el riesgo que ello conlleva.

Escrita bajo un estilo directo, en El bosque sabe tu nombre Alaitz Leceaga utiliza la figura de un narrador interno protagonista que se expresa en primera persona a través de la voz de Estrella, siendo ella la encargada de narrar y transmitir al lector toda la información, tanto subjetiva como objetiva, aunque en este caso, solo llegamos hasta donde la propia Estrella puede llegar, ella no puede entrar en la cabeza de los otros personajes, no puede conocer sus sentimientos o emociones si estos personajes no se lo comunican, siendo la información que nos llega más subjetiva, pues son los ojos de Estrella los que nos la proporcionan. Siguiendo un hilo temporal lineal en su trama principal, encontramos entre otros, el uso del resumen, ya que la novela abarca bastantes años en la vida de los personajes, y algunos flashbacks o analepsis, pero estos son poco numerosos. Las escenas están cargadas de visibilidad y hacen que los lectores vivamos juntos a los personajes todas las situaciones que les van ocurriendo a lo largo de la novela gracias a unas descripciones magníficas, capaces de trasladarnos a los frondosos bosques vascos o asomarnos a los abruptos acantilados del Cantábrico; podemos pasear por esa mansión de indiano construida por el abuelo Zuloaga que al mismo tiempo se convierte en una cárcel para las mujeres de la familia que sufren las presiones masculinas, o llegar a recorrer los kilómetros de desierto californiano. Y se completan con unos diálogos bien trabajados, donde los personajes se desarrollan por completo.



Y en cuanto a los personajes, he descubierto a una protagonista, Estrella, que me ha cautivado por completo. A pesar de que su entorno se empeña en compararla continuamente con su gemela Alma, y hacer que Estrella siempre salga perdiendo en esta comparación, lo cierto es que el lector va descubriendo que Alma esconde un lado muy oscuro, que no deja que nadie vea y solo se lo muestra a su hermana, que es incapaz de dominar su carácter impetuoso. Estrella es espontánea, es fuerte, pero también es egoísta e impulsiva. No es perfecta, y no quiere serlo. Y si hay algo que me ha gustado es precisamente eso, que no se empeña en esconder su naturaleza ni disimular sus fallos. Es un personaje de claroscuros, que sabe lo que quiere y va a por ello, y aunque sabe que no siempre actúa de forma correcta, sí sabe que siempre busca su bienestar, aunque poco a poco su egoísmo se va diluyendo, quizá porque el ímpetu de la juventud también nos hace más egoístas. Y El bosque sabe tu nombre también es una novela donde los hombres serán una presencia importante en la vida de las mujeres Zuloaga, y sin embargo, serán ellos quienes se conviertan en compañeros y en antagonistas, pues serán los hombres quienes protagonicen los momentos más duros de su vida.




El bosque sabe tu nombre se ha convertido en una de mis novelas de este año, y Alaitz Leceaga en una autora que seguro llenará más de un hueco en mi biblioteca.









domingo, 12 de agosto de 2018

Gorrión rojo.- Jason Matthews

Reseña Gorrión rojo.- Jason Matthews

Editorial: Lince Ediciones
Año de edición: 2018
ISBN: 978-84-17302-05-4
Formato: Papel

Sinopsis:

Un thriller magistral en el más puro estilo James Bond cuyo autor ha sido agente de la CIA durante más de 35 años

Dominika Egorova es una joven y bella mujer rusa, que tras la muerte de su padre, es reclutada por los servicios secretos de su país.  Pero la han utilizado y ahora quiere infiltrarse en el mundo de poder y privilegios que forma su gobierno.

Debido a sus irresistibles encantos, ingresa en la Escuela Gorrión, donde aprenderá el arte del espionaje seductor, un método muy eficaz para sacar información a espías enemigos.

Dominika tiene la misión de averiguar quién es el «topo» dentro del servicio ruso que ha estado vendiendo información a los norteamericanos, mientras que Nate Nash debe proteger a sus informantes y, al mismo tiempo, intentar reclutar a Dominika para la CIA. En el Gorrión rojo, lo que empieza como un peligroso juego de espionaje termina como una aún más peligrosa historia de amor y de traiciones.


Ambos agentes se embarcarán en una espiral de amenazas, engaños y atracción sexual, poniendo en peligro sus carreras y la seguridad de sus respectivas naciones. (Sinopsis extraída de: Lince Ediciones).

El autor:

Durante una carrera de treinta y tres años sirvió en múltiples ubicaciones en el extranjero y se dedicó a la recolección clandestina de inteligencia de seguridad nacional, especializándose en operaciones de área denegada. Matthews realizó operaciones de reclutamiento contra objetivos soviéticos, de Europa oriental, de Asia oriental, de Medio Oriente y del Caribe. Como Jefe de varias Estaciones de la CIA, colaboró con socios extranjeros en operaciones de contra proliferación y contraterrorismo. (Biografía extraída de: Lince Ediciones).

Mi reseña:


Hoy os hablo en el blog de una novela cuya historia me ha parecido muy buena pero que sin embargo, no ha terminado de convencerme la forma de contarla del autor. Hoy os hablo de Gorrión rojo de Jason Matthews, primera parte de una trilogía que en breve verá publicada la que será su última parte. En esta primera, conocemos a Dominika Egorova, una joven rusa reclutada por los servicios secretos de su país que, tras demostrar sus capacidades para el espionaje, se verá envuelta en una misión que, aunque aparente ser como las anteriores, cambiará su vida para siempre. Quiero agradecer a Lince Ediciones el envío de un ejemplar para su lectura y reseña.

Moscú
Gorrión rojo nos presenta a Dominika Egorova, una joven rusa que tras la muerte de su padre, es reclutada por los servicios secretos de su país para trabajar como espía. Pronto da muestras de poseer grandes dotes de seducción, por lo que ingresa en la Escuela de Gorriones, donde aprenderá el arte del espionaje a través de la seducción. Una vez operativa, se le encargará la misión de descubrir quién es el topo dentro de los servicios secretos rusos que ha estado vendiendo información clasificada a los norteamericanos y para ello deberá convertirse en la sombra de Nate Nash, espía norteamericano que, a su vez, recibe la misión de proteger a sus informantes e intentar reclutar a Dominika para la CIA. De esta forma, lo que para ambos comienza como un doble juego de espionaje, termina convirtiéndose en una peligrosa historia de amor y traición que pondrá en jaque a las dos agencias de servicio secreto más poderosas del mundo.

Helsinki
Con la lectura de Gorrión rojo he tenido sensaciones encontradas, ya que, como he dicho al principio de la reseña me ha parecido una muy buena historia pero con la que no he conseguido conectar del todo por la forma de narrarla del autor. Si bien es cierto que Jason Matthews ha sido durante más de treinta años agente de la CIA, en mi opinión, se ha empeñado demasiado en dejar constancia de ello en la novela, cargando mucho de información adicional la historia. Siempre digo que los libros llevan un enorme trabajo de documentación detrás, pero que el autor ha de saber introducirlo en la historia sin que se note, no hay que volcar todo lo que sabe por el hecho de haberse documentado porque al final en lugar de agilizar la trama y volverla interesante, se consigue el efecto contrario, y es lo que me ha ocurrido en esta ocasión. Por ejemplo, hay un abuso de los términos rusos cuando los personajes de esta nacionalidad mantienen un diálogo o un monólogo interior, que después traduce en la misma frase, dentro del propio diálogo o monólogo, lo que me parece una incongruencia, ya que se da por hecho que entre ellos o en su propio pensamiento, utilizan su lengua materna y nadie se traduce a sí mismo cuando habla su idioma de origen, por lo que la impresión que me ha causado es que quería impresionar al lector con su dominio del ruso y no se le ha ocurrido otra forma de hacerlo. Sin embargo, la idea de la que parte y cómo desarrolla la trama a lo largo de la novela me parece realizada de forma sólida e inteligente, bien llevada; poco a poco nos va descubriendo cómo Estados Unidos y Rusia siguen jugando al gato y al ratón, intentando ser el más listo de la clase, sin tener el más mínimo reparo en usar a sus espías como piezas reemplazables en una competición por tener más información sobre el otro.

Escrita alternando el estilo directo con el estilo indirecto libre, en Gorrión rojo Jason Matthews utiliza la figura de un narrador externo omnisciente que, expresándose en tercera persona, se encarga de transmitir al lector toda la información que afecta a los personajes de la novela, proporcionándole una visión más objetiva de todo lo que acontece en el libro. Con bastante uso del monólogo interior, de esta manera abordamos los pensamientos reales de los personajes de la novela, que durante los diálogos, a veces están expresando cosas diferentes a las que realmente están pasando por sus mentes, como buenos espías y maestros del engaños que demuestran ser a lo largo de la novela. Aunque la trama principal de la novela mantiene un hilo temporal lineal, hay un uso frecuente de la analepsis o flashbacks que nos proporcionan información importante de hechos ocurridos con anterioridad y que son importantes para lo que ocurre en el presente. Lo cierto es que Jason Matthews consigue, gracias a un buen manejo de los elementos visuales, crear unas buenas descripciones que nos van a permitir situarnos en cada uno de los escenarios en los que se desarrollan las acciones y que junto a unos diálogos bien manejados aunque en ocasiones recargados sin necesidad por el exceso de información que quiere transmitir el autor, transmite al lector unas escenas vívidas, casi “de película” con las que vamos a vivir momentos de gran tensión junto a Dominika y Nate, según se vayan adentrando en una historia que ni Estados Unidos ni Rusia están dispuestos a permitir.



Pero si algo muy bueno tiene Gorrión rojo, por lo menos en mi opinión, son los personajes. Esta novela tiene dos protagonistas muy potentes, Dominika Egorova y Nate Nash. Personalmente, el personaje de Dominika me ha resultado muy atractivo, pues parece que siempre se mueve entre dos aguas, entre la pasión y la frialdad; en ocasiones no sabes si la mueve el sentimiento o la mente, pero aún así consigue seducirte, como al resto de personajes de la novela. Enfrente se encuentra con Nate, que a pesar de compartir ocupación, es más visceral, sus reacciones no están tan calculadas, y a pesar de ser completamente opuestos, o quizá por ello, es irremediable que terminen atrayéndose como dos imanes. Sin embargo, los gigantes a los que se enfrentan don demasiado poderosos como para enfrentarse a ellos. Y si hay un personaje al que odiar en esta novela, ese es Vania Egorov, el tío de Dominika, y ya entenderéis el porqué cuando la leáis.


Gorrión rojo es la primera novela de una trilogía que en breve tendrá su tercera entrega en librerías. He de reconocer que esta primera novela no ha convertido a Jason Matthews en uno de mis autores favoritos, pero lo cierto es que sí ha dejado en mí la incertidumbre de saber qué será de Dominika y Nate. 


(Dibujo de Fabián Rodríguez)


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...