UA-47860825-1 Los libros de Dánae ranktrackr.net

Translate

domingo, 10 de diciembre de 2017

El palacio de la luna.- Weina Dai Randel

Reseña El palacio de la luna.- Weina Dai Randel

Editorial: Ediciones B
Año de edición: 2017
ISBN: 9788466662116
Formato: Papel

Sinopsis:

Para una mujer, el camino hacia el poder nunca es sencillo.

Año 631, quinto año de la dinastía Tang. Mei vive con su familia cuando su felicidad se ve completamente destruida y ella acaba en las dependencias del palacio imperial formando parte del ejército de concubinas.

Ahí aprenderá que en palacio hay muchos caminos para atrapar la atención del emperador. Algunas maquillan sus caras de blanco y se peinan con cuidado, con la esperanza de fascinarle con su belleza. Otras se presentan con fantásticos regalos, como colgantes de jade o rollos de caligrafía.

Pero la joven e inteligente Mei será la única que conseguirá impresionar al emperador con las mismas cualidades que hacen de ella un personaje marginado entre las otras concubinas...


Y así comienza a destacar la primera y única mujer que llegó a ser emperatriz en la antigua China. (Sinopsis extraída de: Megustaleer).

La autora:

Weina Dai Randel nació y creció en China. Apasionada de la historia de su país, es profesora adjunta del Eastfield College, Texas, y es miembro de la Historical Fiction Society. (Biografía extraída de: Megustaleer).

Mi reseña:


Ya cuando vi la portada del libro del que hoy os hablo me llamó muchísimo la atención, y al leer la sinopsis me terminó de conquistar. Se trata de El palacio de la luna de Weina Dai Randel, que nos traslada hasta la antigua China, al s. VII, en pleno mandato de la Dinastía Tang. En esta novela, nos metemos de lleno en las dependencias del palacio real junto a Mei, una joven que a pesar del duro camino que deberá recorrer, llegará a convertirse en la primera emperatriz de China. Agradezco desde aquí a Ediciones B el envío de un ejemplar para su lectura y reseña.

El palacio de la luna nos traslada al año 631, quinto de la dinastía Tang. Mei es una joven que vive una vida tranquila junto a sus padres y sus hermanas. Sin embargo, tras la muerte de su padre, su felicidad es completamente destruida y termina en la más absoluta pobreza. La única solución es lograr ser elegida como concubina del emperador y entrar en las dependencias del palacio imperial. Sin embargo, la vida de Mei no será fácil una vez logrado su objetivo, pues lograr la atención del emperador no será sencillo, y la joven tendrá que impresionarlo haciendo uso de su inteligencia, la misma que la mantiene apartada del resto de concubinas.

Tang Taizong

Weina Dai Randel nos traslada en El palacio de la luna hasta la antigua China imperial, al s. VII, un momento histórico sobre el que reconozco que también me fascina leer. Me encanta sumergirme en un mundo tan diferente, con unas reglas tan estrictas en su protocolo y al mismo tiempo tan diferente a todo lo que en Occidente se podía estar viviendo en ese mismo momento histórico. Una corte llena de intrigas, donde las traiciones estaban a la orden del día (en eso, Oriente y Occidente iban a la par), donde los lujos eran directamente proporcionales a la pobreza que sufría el pueblo. Cuando Mei llega al palacio imperial, lo hace huyendo de la pobreza a la que se ve abocada tras la muerte de su padre, un hombre muy influyente en la corte Tang; esto nos muestra el comportamiento despiadado que los políticos mostraban con sus oponentes. Y este mismo comportamiento se da entre las concubinas de la corte, que no dudan en recurrir a las más despiadadas trampas para conseguir la atención del emperador y así conseguir una mejor posición dentro del ejército de concubinas que viven dentro del palacio imperial. Pero en El palacio de la luna también vemos lo peligroso que puede ser amar, los riesgos que puede conllevar el dejarse llevar por los sentimientos, sobre todo cuando estos se posan en la persona errónea, cuando la libertad para sentir debe estar subyugada a los mandatos reales y sin embargo, los sentimientos son tan fuertes que son incapaces de mantener los límites, a riesgo de perder la vida.

El arte de la guerra
Escrita bajo un estilo directo, en El palacio de la luna Weina Dai Randel utiliza la figura de un narrador interno protagonista que se expresa a través de la voz de Mei, en primera persona; será ella misma la encargada de contarnos, como si fueran unas memorias, las vivencias que tuvo en sus primeros años en el palacio imperial como concubina del emperador Taizong, cómo era su niñez cuando su padre vivía y cómo su felicidad saltó por los aires tras la muerte de este. La novela mantiene un hilo temporal lineal aunque contiene algunos flashbacks que nos vuelven a trasladar atrás en el tiempo. En El palacio de la luna encontramos unas escenas llenas de visibilidad gracias a unas descripciones muy bien desarrolladas por la autora, con las que podemos trasladarnos a los pasillos de esos palacios, entrar en las cámaras privadas del emperador o ver cómo las concubinas traman traicionarse unas a otras; y que se acompañan de unos diálogos correctamente trabajados, adecuados a la época en la que se desarrolla la trama y en los que los personajes toman todo el protagonismo. La trama de la novela se centra en los primeros años de Mei, Weina Dai Randel no nos lleva a sus años como emperatriz, y quizás aquí sí que se me ha quedado un poco corta la historia, me hubiera gustado saber algo más de la evolución del personaje con su ascenso al poder, sobre todo porque investigando un poco sobre ella, parece que no todo fueron bondades durante su reinado.



En cuanto a los personajes, bien dibujados a lo largo de la novela, en mi opinión, Mei va un poco a la deriva a lo largo de toda la historia; está claro que llega a la corte imperial siendo una niña y resulta normal que no sepa reaccionar o defenderse ante ciertos ataques, o que sea fácil que caiga en los engaños y trampas que otras concubinas le tienden ante el fulgurante ascenso que observan en Mei. Sin embargo, conforme van pasando los años, me hubiera gustado observar más evolución en el personaje, más fortaleza a la hora de tomar decisiones y no ver que en muchas ocasiones se esconde tras otras personas para actuar. El personaje de Faisán me ha gustado mucho, aunque me hubiera gustado que tuviera más presencia en la novela, pues se revela como un muchacho de buen corazón pero al mismo tiempo con firmes convicciones y leal. Y desde el principio veremos el antagonismo de Mei con Gema, una concubina que no duda en usar todas las armas a su alcance para llegar hasta el emperador y así convertirse en la mujer más poderosa de la corte.


El palacio de la luna nos acerca a una figura enigmática y casi desconocida, la de la primera y única mujer que llegó a ser emperatriz de la antigua China. Weina Dai Randel nos permite adentrarnos en uno de los lugares más secretos del mundo, y conocer desde la niñez a una mujer que luchó contra su propio destino. 





sábado, 9 de diciembre de 2017

La monja bastarda.- Marta Banús

Reseña La monja bastarda.- Marta Banús

Editorial: Arzalia Ediciones
Año de edición: 2017
ISBN: 978-84-17241-01-8
Formato: Papel

Sinopsis:

Ana de Jesús, hija bastarda de Don Juan de Austria, ingresa en un convento agustino a los seis años, por orden de su tío Felipe II. Todo hace pensar que desperdiciará allí su vida sin pena ni gloria y que, ignorante de los misterios del mundo, acabará descansando para siempre sin salir de sus muros.

Sin embargo, y de manera ingenua, se ve envuelta en una conjura para arrebatar a Felipe II el trono de Portugal, con el apoyo del Papa. Al ser descubierta la conspiración, Ana de Jesús ve cómo su principal cómplice es condenado a muerte y ejecutado mientras que a ella la encierran en un convento de Ávila por orden expresa del rey.

Cuando todo parece perdido, y la protagonista roza la muerte, comienza un torbellino de conjuras e intrigas, en la supuesta paz del claustro, que la llevarán a convertirse en la mujer más poderosa de la España de su tiempo.

La monja bastarda es una novela histórica de aventuras que nos atrapa y nos sumerge con rigor en el desconocido mundo monacal de nuestro siglo XVII. (Sinopsis extraída de: Arzalia Ediciones).

La autora:

Es un caso de eso que llaman «vocación tardía», si tenemos en cuenta que no fue hasta sobrepasados los cincuenta que decidió enfrentarse a un buen puñado de folios en blanco para escribir su primera novela El Safareig dels Morts publicada por Columna en 2012 y ambientada en una Colonia Textil del Llobregat en 1921.También ha hecho incursiones laureadas en el relato.


La monja bastarda es su primera y sorprendente incursión en la novela histórica, donde nos ofrece un relato apasionado de un personaje histórico poco conocido que le resultó fascinante y al que ha dedicado un amplio y exhaustivo trabajo de documentación. (Biografía extraída de: Arzalia Ediciones). 

Mi reseña:


Hoy os traigo al blog la reseña de la primera novela que leo del catálogo de Arzalia Ediciones, una nueva editorial que nos presenta propuestas interesantes y a quienes agradezco el envío del ejemplar para su lectura y reseña. Hoy os hablo de La monja bastarda de Marta Banús, una novela histórica que nos acerca a una figura histórica real, la de Ana de Austria, hija bastarda de Don Juan de Austria y que fue obligada a tomar los hábitos por su tío Felipe II. En las páginas de este libro, Marta Banús nos traslada hasta las celdas del convento, dentro de las cuales se tejen las intrigas que llevarán a Ana de Austria a convertirse en una pieza fundamental en estas.

La monja bastarda nos traslada hasta la España del s. XVII, en pleno reinado de Felipe II. Ana de Austria, hija bastarda de Don Juan de Austria, es condenada a vivir encerrada en un convento de Ávila tras descubrirse su participación en una conjura para arrebatar el trono de Portugal al monarca español. Aunque desde los seis años vive entre las paredes de un convento, Ana ve como se le arrebatan todos los lujos a los que está acostumbrada para pasar a vivir en el más absoluto de los ostracismos. Cuando parece que todo está perdido y casi al borde de la muerte, una nueva conjura con Ana en el centro de todo la llevarán de vuelta al convento del que salió para empezar el camino que la llevará a convertirse en la mujer más poderosa de España.

Ana de Austria

Con la lectura de La monja bastarda he conocido una figura histórica que no conocía y que me ha resultado interesante. Ana de Austria se nos presenta como una mujer que no tuvo opción a decidir nada sobre su propia existencia desde niña; obligada a los seis años a ingresar en un convento, tuvo que tomar los hábitos en contra de su voluntad, pasando su infancia alejada de sus padres y rodeada de extraños, sin conocer el verdadero cariño de una familia. Aunque al principio conocemos a una Ana que, pese a poseer carácter, también se muestra como una mujer algo ingenua, poco a poco, y gracias a la compañía de Casilda, se va convirtiendo en alguien astuto que se va dando cuenta del mundo que la rodea, incluso en el reducido lugar donde ella se mueve, tomando consciencia del poder que puede llegar a alcanzar. Con La monja bastarda, Marta Banús nos muestra como incluso en aquellos lugares que, a priori, parecen más aislados del mundo se crean conjuras para alzar o destruir a los poderosos. Pero también descubrimos que la vida monacal de estas mujeres poco o nada tiene que ver con lo que la gran mayoría hemos imaginado, pues creo que no me equivoco si digo que todos pensamos en la vida de las monjas de clausura como una vida austera, sin casi ninguna posesión material y llena de retiro espiritual. Pues bien, leyendo esta novela descubres que en el s. XVII, las monjas que pertenecían a familias influyentes llevaban una vida bastante distinta a esta imagen que nos hemos creado en la actualidad.

Don Juan de Austria
En La monja bastarda encontramos dos figuras narrativas diferentes, ya que Marta Banús recurre a un narrador externo omnisciente y a un narrador interno protagonista que aparecen en diferentes momentos de la novela. El primero ocupa la primera y la tercera parte de la novela, expresándose en tercera persona y transmitiéndonos a los lectores, de forma objetiva, toda la información que afecta a los personajes de la novela. El narrador protagonista ocupa la segunda parte de la novela, y se expresa en primera persona a través de la voz de Casilda, la criada de Ana, quien de forma más subjetiva, nos irá contando el cambio que se va produciendo en la persona de la protagonista, desde la vuelta al convento de Madrigal tras la reclusión en Ávila cuando la nueva conjura se pone en marcha para llevar a Ana a lo más alto del poder religioso en España. Las descripciones que Marta Banús realiza en La monja bastarda nos permiten trasladarnos a cada uno de los escenarios, entrar en los conventos por los que Ana va pasando, sentir que somos testigos de excepción de las conjuras que se traman en las celdas. Junto a estas descripciones vemos unos diálogos bien trabajados, que componen unas escenas que se desarrollan de forma correcta. He de reconocer que en algunos momentos me ha faltado un poco de agilidad en la trama, en algunos momentos se ha quedado algo atascada. La novela se desarrolla en un hilo temporal lineal aunque encontramos algunos flashbacks que nos desvelan detalles de la vida de Ana que son cruciales para entender su situación actual.

Felipe II

Felipe III
En cuanto a los personajes, La monja bastarda cuenta con una clara protagonista, Ana de Austria. Cuando conocemos a Ana, está atravesando el peor momento de su vida, ya que es obligada a vivir un destierro en un convento de Ávila tras descubrirse su participación en una conjura que pretendía arrebatar el trono de Portugal al rey de España; sin embargo, al contrario de lo que se pueda pensar, Ana es una mujer ingenua, que ha participado en todo esto por amor y porque creía que era lo más justo. Sin embargo, a lo largo de las páginas de la novela, la joven ingenua irá desapareciendo para ir ocupando su lugar una mujer que va adquiriendo seguridad, que sabe que el poder es la única vía posible que le permitirá vivir con tranquilidad. Y este cambio es posible gracias a la presencia de Casilda, el otro personaje principal de la novela, que llega a la vida de Ana como criada pero pronto se convierte en su principal consejera, no dudando en traspasar cualquier límite con tal de proteger el objetivo de la misión que se le ha encomendado.



Con La monja bastarda he podido conocer la figura de un personaje histórico que desconocía y que tuvo más peso en la Historia del que luego se le ha reconocido, llegando a convertirse en la mujer más poderosa de España de su época. Marta Banús nos brinda la oportunidad de conocerla y esa oportunidad no debemos dejarla pasar. 



lunes, 4 de diciembre de 2017

Detrás de sus ojos.- Sarah Pinborough

Reseña Detrás de sus ojos.- Sarah Pinborough

Año de edición: 2017
ISBN: 978-84-9104-689-9 
Formato: Papel

Sinopsis:

David y Adele parecen una pareja ideal. Él es un competente psiquiatra y ella la esposa perfecta que le adora. Pero ¿por qué él es tan controlador? Y, ¿qué es lo que oculta ella?
A medida que Louise, la nueva secretaria de David, entra en la órbita de la pareja, en vez de hallar respuestas se va encontrando con preguntas cada vez más inquietantes. Lo único que está claro es que en este matrimonio hay algo peligroso. Pero Louise no se imagina hasta qué punto es así, y hasta dónde puede llegar alguien para proteger sus secretos.

"Detrás de sus ojos trata sobre el lado negativo del amor. Sobre lo que tiene de adicción y egoísmo. Sobre intentar averiguar cómo son en realidad las personas debajo de la pasión, las palabras, las apariencias y lo «maravilloso». Sobre los secretos que se esconden en el corazón de las relaciones. Y también sobre la fascinación que sienten las mujeres por otras mujeres."

Sarah Pinborough (Sinopsis extraída de: Alianza editorial).

La autora:

Escritora inglesa, Sarah Pinborough es conocida por sus novelas de horror y misterio, aunque también ha publicado varios libros de fantasía juvenil bajo el seudónimo de Sarah Silverwood. (Biografía extraída de: Lecturalia).

Mi reseña:


Hoy os traigo al blog la reseña de una novela que me ha gustado muchísimo, que me ha mantenido intrigada desde el principio y cuyo final me dejó totalmente sorprendida. Hoy os hablo de Detrás de sus ojos de Sarah Pinborough, primer libro que leo de la autora pero ya os adelanto que no será el último, porque me he quedado con ganas de más, pues me he quedado con la sensación de necesitar leer más títulos suyos. Con esta historia, la autora nos sumerge en una trama donde la obsesión se lleva al límite, donde la manipulación se aplica con maestría y nunca estás seguro de si los actos que los personajes llevan a cabo vienen desde el libre albedrío o marcados en el subconsciente por quien quiere que actúen así. Quiero agradecer a Alianza Editorial el envío de un ejemplar para su lectura y reseña.

Detrás de sus ojos nos presenta a David y Adele, un matrimonio que parece ser la pareja ideal. Él acaba de encontrar un nuevo trabajo como psiquiatra en Londres y ella parece feliz de poder comenzar una nueva vida en la capital inglesa. O por lo menos, es lo que Louise, la nueva secretaria de David, piensa de ellos. Sin embargo, a medida que la joven pareja comienza a tener mayor presencia en la vida de Louise, esta comienza a notar que no todo es tan maravilloso como parece y que ambos guardan secretos oscuros y peligrosos que no desean que salgan a la luz.



En cuanto leí la sinopsis de Detrás de sus ojos supe que iba a disfrutar con su lectura, pero no me espera que me enganchara tanto y sobre todo, no podía saber que iba a tener un final que me iba a sorprender tanto. Reconozco que hace tiempo que no me sorprende tanto el final de un libro; no sé si es porque leo mucha novela negra y thriller, pero lo cierto es que casi siempre acierto cómo van a terminar, y sin embargo en este caso, no lo adiviné ni por asomo, y eso me supuso una muy agradable sorpresa. Sarah Pinborough va jugando con los lectores de la misma manera que lo va haciendo con los personajes, pero sin que tengamos la sensación de sentirnos engañados, pues cuando acabas de leer el libro te das cuenta de que, en realidad, las pistas estaban ahí, como un camino de miguitas de pan que te ha ido dejando la autora, pero de una forma tan sutil que ha sido capaz de sorprenderte. Detrás de sus ojos nos habla de cómo la obsesión por alguien es capaz de destrozar vidas enteras, de cómo consigue que quien se obsesiona por otra persona se vuelve capaz de todo con tal de mantenerse al lado del objeto de su obsesión. Pero también nos habla de la maestría con la que algunas personas manejan la manipulación, tejiendo telas de araña alrededor de sus víctimas, sin que estas sean capaces de darse cuenta de que sus actos no tienen su origen en la libertad, sino que en realidad están actuando tal y como el otro quiere que se conduzcan.

Escrito bajo un estilo directo, en Detrás de sus ojos Sarah Pinborough utiliza la figura de un narrador interno protagonista que se expresa en primera persona utilizando la voz de dos personajes, Louise y Adele, quienes van alternándose para contar la historia en los diferentes capítulos que componen la novela, dándonos así una visión más global de la historia, así como la figura de un narrador externo omnisciente en unos capítulos alternos que encabeza como “Entonces” donde la trama, que va manteniendo un hilo temporal lineal, da un salto al pasado para que los lectores conozcamos hechos acontecidos en la vida de Adele y que nos van datos importantes para comprender su presente. Con unas descripciones bien manejadas por la autora, con las que los lectores podemos sentir que vivimos junto a los personajes aquello que les ocurre y que consiguen crear unas atmósferas opresivas, y unos diálogos bien construidos, Sarah Pinborough crea unas escenas con las que los lectores sentimos como nuestras las vivencias por las que van pasando los propios personajes. A esta sensación también contribuye el hecho de que la novela esté narrada en presente, lo que consigue que los lectores vayamos conociendo los hechos al mismo tiempo que lo hacen los personajes. En cuanto a la trama, como he dicho antes, está construida de forma que va dando vueltas de tuerca hasta conducirnos a un final inesperado y sorprendente que, sin embargo, no resulta inverosímil, más bien todo lo contrario, pues al leerlo te das cuenta de que a lo largo de la novela has ido viendo destellos que ahora te encajan.



En cuanto a los personajes, en Detrás de sus ojos Sarah Pinborough consigue perfilar a los tres protagonistas de la novela, dotándolos de una personalidad que se irá descubriendo poco a poco a lo largo de las páginas del libro. He de reconocer que en el caso de Louise, he perdido la paciencia en algunos momentos, ya que veía que iba directa a la boca del lobo, y por cabezonería se mete en unos jardines de los que es difícil salir; por una parte entiendo que siente que no puede dejar en la estacada a una amiga, a pesar de que la acaba de conocer, pero hay momentos en que, en mi opinión, debería protegerse más. Por otra parte, está Adele, que es opuesta a Louise, pues da una imagen hacia el exterior mientras que en realidad es totalmente diferente. Y en medio de ellas dos vemos a David, un hombre que no terminamos de conocer, que no sabemos hacia qué lado se decanta, si en él hay más luces que sombras o al contrario.



Detrás de sus ojos es una de esas novelas que, en cuanto comienzas, ya no puedes soltar. Sarah Pinborough consigue que te preguntes constantemente hasta donde será capaz de llegar la manipulación y la obsesión, qué vendrá después. No dejes perder la oportunidad de hacerte con este libro y averiguar qué hay detrás de sus ojos.



domingo, 26 de noviembre de 2017

La voz de los árboles.- Tracy Chevalier

Reseña La voz de los árboles.- Tracy Chevalier

Editorial: Duomo Ediciones
Año de edición: 2017
ISBN:  978-84-16634-39-2
Formato: Papel

Sinopsis:

UN HOMENAJE A LOS HOMBRES Y MUJERES QUE FORJAN LA HISTORIA

La familia Goodenough ha dejado atrás la Nueva Inglaterra del siglo XIX para instalarse en los pantanos de Ohio y lleva

consigo algunas ramas de su manzano favorito. Pero en el huerto que plantan se hunden también las semillas de la discordia entre James y Sadie Goodenough. Mientras James adora las manzanas dulces, Sadie prefi ere refugiarse en la sidra.

Esas diferencias irreconciliables afectan a sus hijos y obligan al menor de ellos, Robert, a abandonar Ohio y buscar fortuna. El amor hacia los árboles, heredado de su padre, le acompaña en su viaje hacia el Oeste. Allí descubre el amor de la mano de una vivaz cocinera y, gracias a un comerciante de semillas, los secretos de las poderosas secuoyas.

Entre estos árboles centenarios de California, encuentra consuelo y, con el tiempo, algunas respuestas.

UNA EPOPEYA HISTÓRICA FASCINANTE (Sinopsis extraída de: Duomo Ediciones).

La autora:

Tracy Chevalier creció en Washington. Se mudó a Inglaterra a los 22 años y trabajó durante un tiempo como editora. En 1994 se graduó en la Universidad de Anglia del Este con un máster de escritura creativa. Su novela La joven de la perla es un bestseller internacional. Fue adaptada al cine, con una película que estuvo nominada al Óscar y cuyos rotagonistas son Colin Firth y Scarlett Johansson; también se llevó al teatro para el West End. Sus siguientes novelas han sido aclamadas por la crítica y gozan de un gran éxito entre los lectores. (Biografía extraída de: Duomo ediciones). 

Mi reseña:


Hoy os traigo al blog la reseña de una novela que, aunque en líneas generales me ha gustado, también es cierto que he tenido varias subidas y bajadas a lo largo de sus páginas. La voz de los árboles es la primera obra que leo de Tracy Chevalier, y se trata de una historia dura, con un personaje femenino que me ha resultado tremendamente odioso, y que en ciertos momentos me puso muy difícil disfrutar de la historia. Además, como no soy una entendida en árboles, en ocasiones me ha resultado algo tedioso que la autora dedicara tanto tiempo a hablarnos de el tema. Quiero agradecer a Duomo Ediciones el envío de un ejemplar para su lectura y reseña.

La voz de los árboles nos traslada hasta los pantanos de Ohio, donde la familia Goodenough se ha instalado tras dejar atrás Nueva Inglaterra. En pleno siglo XIX, la vida en esa zona tan agreste es realmente dura, sin embargo James se siente incapaz de renunciar a sus manzanos, especialmente a aquellos que proporcionan los frutos más dulces. Por el contrario, Sadie, su esposa, prefiere cultivar manzanas de sidra, ya que solo encuentra consuelo en el aguardiente que puede destilar de ellas. Mientras los padres se van hundiendo en el fango, al mismo tiempo que las raíces de los manzanos que los manzanos plantados, el hijo menor de la familia, Rob, que ha heredado el amor por los árboles de su padre, decide alejarse y emprender un viaje hacia el Oeste, donde descubrirá la existencia de unos árboles gigantes y centenarios, las secuoyas de California, que le permitirán comenzar de nuevo.



Como he comentado antes, La voz de los árboles es la primera novela que he leído de Tracy Chevalier y, aunque en líneas generales me ha gustado, he de reconocer que he tenido sensaciones encontradas con ella. Cuando comienza la novela, la historia se centra en la familia Goodenough y en su vida en los pantanos de Ohio. Una vida dura, en una tierra tremendamente hostil, donde tanto Sadie como James Goodenough, los padres de familia, ven como su relación se va deteriorando rápidamente, hasta convertirse en dos desconocidos que no se soportan. James ama a sus árboles por encima de todo y Sadie ahoga sus penas en el aguardiente que destila de las manzanas de sidra. Y en medio de todo esto se encuentran los hijos del matrimonio, víctimas del odio visceral instalado entre sus padres, sin que ninguno de los dos vele por su bienestar. He de confesar que el personaje de Sadie me lo ha puesto realmente difícil en muchas ocasiones, no he conseguido empatizar en ningún momento con ella, ya que no creo que la frustración que siente el personaje por no llevar la vida que desearía no es excusa para tratar a sus hijos como ella lo hace. Sin embargo, cuando Rob consigue ir al Oeste y descubrir las secuoyas, comenzamos a ver una historia donde hay cabida para la esperanza, aunque la dureza sigue ahí.

Escrita bajo un estilo directo, en La voz de los árboles Tracy Chevalier utiliza la figura de un narrador externo omnisciente conocedor de toda la información, tanto objetiva como subjetiva que afecta a los personajes de la novela, y que, expresándose en tercera persona, será el encargado de transmitirnos a los lectores todo aquello que acontece en las páginas del libro. Pese a mantener un hilo temporal lineal, encontramos algunos flashbacks que nos permiten conocer qué hizo que la familia Goodenough terminara viviendo en los pantanos de Ohio, así como las causas que les llevaron a salir de Nueva Inglaterra; sin embargo, en algún momento de la novela, podemos hablar de novela epistolar, ya que hay, por ejemplo, una serie de cartas que Rob le escribe a su familia. Con unas descripciones correctas, que transmiten al lector la sensación de claustrofobia y agobio que sienten los personajes al vivir en el pantano, el lodo que lo ocupa todo, y que cambia cuando Rob encuentra los maravillosos bosques de secuoyas en california. A estas descripciones se unen unos diálogos que en ocasiones están cargados de odio y resentimiento, lo que no puede conducir más que al desastre. En este punto no puedo dejar de comentar que, en algunos momentos de la lectura me ha resultado tedioso que Tracy Chevalier diera tanta información sobre los árboles, ya que aunque entiendo que son el eje central de la historia, para mí, que no soy ninguna entendida en el tema, me lastraban más que me agilizaban la lectura.



En cuanto a los personajes, en La voz de los árboles hay dos personajes que tienen más peso y que sobresalen sobre los demás. Se trata de Sadie y Rob Goodenough, madre e hijo respectivamente; la primera es quien centra casi toda la atención del lector en la primera parte de la historia, aunque me atrevo a decir que no su simpatía, mientras que el segundo toma el relevo en la segunda parte, cuando sale de su hogar en los pantanos para dirigirse al Oeste y tomar así las riendas de su vida. Sadie se nos muestra como una mujer egoísta que no siente amor por nadie que no sea ella misma, que no duda en machacar a quien tiene al lado con tal de hacer que se sientan tan frustrados como se siente ella misma. Sin embargo, Rob, que ha heredado el amor por los árboles de su padre, solo se siente libre cuando sale de su casa y comienza su periplo hacia el Oeste. Conocemos a un hombre solitario, que de forma inconsciente rehúye forma parte de algo. Me hubiera gustado poder conocer un poco más a otros personajes que aparecen en la novela y que me ha dado la sensación de que, pudiendo aportar más, se han quedado cortos. Es el caso de Martha, una de las hermanas de Rob, de cuya historia la autora nos da pinceladas en comparación a todo lo que conocemos sobre Rob y creo que podría haber dado mucho más, o Molly, una mujer que demuestra un carácter de armas tomar y que de haber tenido más peso en la historia, podría haberla dotado de mucho dinamismo.



La voz de los árboles es una de esas novelas que, al acabarlas tienes la sensación de que te ha gustado pero a la que le podrías haber sacado más. Una historia dura con la que Tracy Chevalier nos traslada a esa América profunda donde no es tan sencillo soñar.  




lunes, 20 de noviembre de 2017

El alguacil.- Carlos P. Casas

Reseña El alguacil.- Carlos P. Casas

Editorial: Autopublicado
Año de edición: 2017
ASIN: B01HSPKS2E
Formato: EPub


Sinopsis:

Aragón, invierno de 1134.
Ajenos a las sucesiones de reyes y coronas, los vecinos de Lacorvilla prosiguen con sus vidas. Sancho el Negro es un pobre carbonero que malvive como puede y es consciente de que el invierno no solo trae el frío y el hambre, sino también la muerte. Un grupo de bandidos, conocidos como los albares, se ha instalado en las inmediaciones de Lacorvilla y tiene planeado atacar la aldea.
Sancho no comparte el entusiasmo de sus vecinos por unirse al alguacil en una lucha contra los albares: ni cree en la victoria ni en el liderazgo del hombre que ejecutó a su padre. El odio es mutuo, pues hace años que el alguacil busca un modo de expulsar al carbonero del pueblo. A cualquier precio.
En medio de esta lucha por la supervivencia, un caballero misterioso llegará al pueblo proclamando ser un héroe salvador, pero en realidad pretende apropiarse de lo que algunos más aprecian. ¿Qué sucederá cuando descubran sus intenciones? ¿Qué pasa con los albares? ¿Y qué papel jugarán las mujeres de Lacorvilla, dispuestas a no ser ninguneadas? (Sinopsis extraída de: Amazon).

El autor:

Carlos Pérez Casas nació en Zaragoza en 1989. Licenciado en Historia por la Universidad de Zaragoza. Terminó sus estudios en Trinity College of Dublin. Máster en Historia Contemporánea por la Universidad de Zaragoza. Máster en Educación para el Profesorado de Secundaria y Bachillerato. Redactor habitual en su blog Basado en hechos imaginarios, donde publica reseñas, relatos cortos y recursos para escritores. www.carlosperezcasas.blogspot.com Obras de Carlos Pérez Casas Ciencia ficción -Hijos del Cirujano (I): El Señor es mi pastor Novela histórica -El alguacil (Biografía extraída de: Amazon).

Mi reseña:


Este mes va a venir más cargado de reseñas de lo normal ya que como sabéis estamos en plena vorágine del Premio Guillermo de Baskerville 2017 (pinchando en el enlace podéis ver cómo va leyendo el primer resumen) y hoy os traigo la reseña de la segunda novela nominada en esta categoría que he leído. Se trata de El alguacil de Carlos P. Casas, una historia ambientada en el Medievo español muy bien llevada y que me ha sorprendido gratamente, aunque por otra parte también me hubiera gustado que en algunos momentos los acontecimientos no se hubieran precipitado tanto, que el autor hubiera dado más tiempo a la transición entre unos sucesos y otros.

El alguacil nos traslada hasta Lacorvilla, un tranquilo pueblo aragonés en el que Jimeno, el alguacil, mantiene un control férreo sobre sus habitantes. Sin embargo, la paz está a punto de desaparecer con la llegada de los albares, un grupo de ladrones de ganado que no duda en matar a sangre fría a los aldeanos y arrasar con los poblados a los que llegan. Jimeno no duda en solicitar ayuda a Don Yéquera, su señor, para que le proporcione las armas que le permitan hacer de sus aldeanos un ejército. Sin embargo, aunque los aldeanos serán reacios a enfrentarse a los albares, dejarán de lado a las mujeres, que se rebelarán contra aquellos que se atreven a ningunearlas.


Con la lectura de El alguacil he pasado buenos ratos de lectura. Carlos P. Casas me ha trasladado hasta un pueblo medieval que se ve acosado por un grupo de asaltantes y al que no le queda más remedio que defenderse de un ataque para el que realmente no está preparado. Jimeno, el alguacil es el único que confía plenamente en que saldrán victoriosos tras un enfrentamiento frontal contra los ladrones, aunque no le mueven sentimientos altruistas precisamente, pues Jimeno desea llegar a controlar el pueblo, a tener una posición noble que le permita ser el amo y señor de todas las tierras que pertenecen al señorío de Yéquera, al que pertenece Lacorvilla. Solo Sancho, el carbonero parece conocer de verdad al alguacil, con el que mantiene un enfrentamiento que viene de lejos, una lucha por las tierras que parece no tener fin, tan antigua como la propia tierra. En esta novela los lectores vemos que Carlos P. Casas reivindica la figura femenina, intenta de alguna manera devolverle su lugar, pues es imposible negar que la Historia nos ha negado el lugar que nos corresponde. Hemos sido relegadas a un segundo plano (si no más allá) cuando lo normal es pensar que es imposible que las mujeres de la época se quedaran cruzadas de brazos cuando sabían que sus pueblos iban a ser atacados y sus hijos masacrados, el instinto maternal y de supervivencia las harían salir a luchar como leonas, no quedarse sentadas rezando esperando que se hiciera la voluntad de Dios.

El alguacil está escrita bajo un estilo directo, donde Carlos P. Casas utiliza la figura de un narrador externo objetivo con altas dosis de omnisciencia que se expresa en tercera persona y que es quien nos transmite toda la información que afecta a los personajes, proporcionándonos una visión global y objetiva de la historia. Manteniendo un hilo temporal lineal a lo largo de toda la trama, se observan pocos saltos temporales a lo largo de la novela, que no presenta subtramas alternativas a la principal, todo gira alrededor del enfrentamiento del pueblo con los albares y de la ambición personal del alguacil. Pese a que la novela está divida en capítulos que se centran en distintos personajes, da la sensación de que no llegamos a salir de esa trama principal que centra todo el argumento de la novela, que solo hacia el final de la novela comienzan a aparecer un poco más; personalmente, he echado de menos alguna subtrama con más peso hacia la primera mitad de la novela, con más protagonismo en el libro, pues algunos de los personajes me han parecido un verdadero acierto y no llegan a dar de sí todo lo que podrían. Las descripciones que encontramos en El alguacil son realmente buenas, llenas de visibilidad, lo que nos permite entrar de lleno en unas escenas bien desarrolladas por el autor gracias a unos diálogos bien trabajados en los que los personajes toman las riendas de la novela y el narrador desaparece por completo, teniendo presencia únicamente solo para realizar alguna aclaración necesaria.



Cómo he comentado antes, en El alguacil he descubierto algunos personajes que me han resultado muy interesantes y que sin embargo me han dejado con la sensación de no llegar a descubrir del todo por esa falta de subtramas en la primera mitad de la novela. Por ejemplo, el personaje de Arlena me ha parecido maravilloso, con una gran fortaleza y con muchas cosas por decir, y sin embargo, durante la primera mitad de la novela está demasiado latente, sabes que está ahí pero en segundo plano, o Marcela, la criada de Don Yéquera, que se descubre como una gran conocedora de su señor y de una gran inteligencia. Por otra parte, creo que resulta un acierto por parte de Carlos P. Casas escribir una novela ambientada en el Medievo que reivindique la figura femenina, pero no como una heroína que se enfrenta a todo y a todos para terminar logrando una vida plena y un amor casi imposible; sobre lo que el autor escribe en este libre es sobre las heroínas cotidianas que luchan por salvar su hogar, por evitar perder lo poco que tienen aunque les vaya la vida en ello, por mantener vivos a sus hijos aunque sea solo un día más. E irremediablemente me ha resultado imposible no posicionarme con Sancho El Negro frente a la antipatía que me ha despertado Jimeno, el alguacil.


En líneas generales creo que El alguacil es una novela que se disfruta, que nos traslada al día a día de un pueblo medieval español que ve se ve amenazado y que debe luchar por su propia supervivencia. Carlos P. Casas merece estar entre los finalistas de este año del Premio Guillermo de Baskerville y yo le seguiré la pista porque promete regalarnos buenas historias. 



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...